Derecho Herencia

Despidos laborales

Tabla de contenidos

Una Guía Completa para Trabajadores y Empresas

Los despidos laborales son una situación difícil y compleja que puede afectar significativamente la vida de los trabajadores y sus familias.

En este artículo, abordaremos los aspectos más importantes relacionados con los despidos laborales, desde las causas justificadas hasta los derechos y obligaciones de las partes involucradas.

Nuestro objetivo es brindar información clara y útil tanto para trabajadores como para empresas, con el fin de prevenir conflictos y garantizar el cumplimiento de la normativa vigente.

¿Qué es son los despidos laborales?

Un despido laboral es la extinción del contrato de trabajo por voluntad del empleador.

Existen dos tipos principales de despidos:

  • Despido procedente: Se produce cuando el empleador tiene una causa justificada para poner fin al contrato de trabajo, como por ejemplo, indisciplina laboral, falta de rendimiento o despido objetivo por causas económicas, técnicas o organizativas.
  • Despido improcedente: Se produce cuando el empleador no tiene una causa justificada para poner fin al contrato de trabajo. En este caso, el trabajador tiene derecho a la readmisión en el puesto de trabajo o a una indemnización por despido improcedente.

Causas justificadas de despido:

La legislación laboral establece una serie de causas justificadas de despido, que se pueden agrupar en tres categorías:

  • Causas disciplinarias: Se refieren a comportamientos del trabajador que incumplan con sus obligaciones laborales, como por ejemplo, faltas de asistencia injustificadas, insubordinación o mala conducta en el trabajo.
  • Causas objetivas: Se refieren a situaciones que afectan a la viabilidad de la empresa y obligan a reducir la plantilla, como por ejemplo, crisis económicas, reestructuraciones o cambios tecnológicos.
  • Causas extintivas: Se refieren a situaciones que ponen fin al contrato de trabajo de forma automática, como por ejemplo, la muerte del trabajador, la jubilación o la finalización del contrato temporal.

Derechos de los trabajadores en caso de despido:

Los trabajadores despedidos tienen una serie de derechos, que varían en función de la tipología del despido:

  • Despido procedente: El trabajador tiene derecho a la indemnización legal por despido, que es una cantidad equivalente a 33 días de salario por año trabajado, con un máximo de 24 meses.
  • Despido improcedente: El trabajador tiene derecho a la readmisión en el puesto de trabajo o a una indemnización por despido improcedente, que es una cantidad equivalente a 45 días de salario por año trabajado, con un máximo de 42 meses.

Obligaciones de las empresas en caso de despido:

Las empresas tienen una serie de obligaciones en caso de despido, que varían en función de la tipología del despido:

  • Despido procedente: La empresa debe comunicar el despido al trabajador por escrito, especificando la causa justificada del mismo.
  • Despido improcedente: La empresa debe comunicar el despido al trabajador por escrito, especificando la causa justificada del mismo y ofreciendo al trabajador la posibilidad de readmisión o de una indemnización por despido improcedente.

¿Cómo prevenir un despido laboral?

Los trabajadores pueden tomar algunas medidas para prevenir un despido laboral, como por ejemplo:

  • Cumplir con sus obligaciones laborales: Asistir al trabajo puntualmente, realizar sus tareas de manera eficiente y mantener un buen comportamiento en el trabajo.
  • Mantener una buena comunicación con el empleador: Informar al empleador de cualquier problema o dificultad que pueda afectar a su rendimiento laboral.
  • Conocer sus derechos como trabajador: Estar informado sobre sus derechos laborales y las causas justificadas de despido.

Las empresas también pueden tomar algunas medidas para prevenir despidos laborales, como por ejemplo:

  • Implementar buenas prácticas de gestión de recursos humanos: Planificar adecuadamente la plantilla, ofrecer formación continua a los trabajadores y fomentar un buen clima laboral.
  • Buscar alternativas al despido laboral: En caso de dificultades económicas o reestructuraciones, buscar soluciones alternativas al despido, como por ejemplo, reducciones de jornada o suspensiones temporales de empleo.
  • Cumplir con la normativa laboral: Seguir los procedimientos legales establecidos para los despidos laborales.

¿Qué hacer en caso de despido laboral?

Si usted ha sido despedido, es importante que se informe sobre sus derechos y obligaciones.

Puede contactar con nosotros
para obtener asesoramiento legal y apoyo en la defensa de sus derechos.

Es el Momento ➜

Solicita una cita

Te puede interesar​